LA YERBA NO ES BASURA

              Lombrices, humus y cultivos urbanos, fue una iniciativa de la asociación civil Centro Uruguay Independiente (CUI) que tuvo como objetivo promover emprendimientos de carácter productivo, educativo, terapéutico, ambiental y cultural. A través de ellos se capacitó y apoyó prioritariamente a instituciones para la gestión social de la discapacidad y la rehabilitación en materia de salud mental.
              La YERBA NO ES BASURA nació en el seno del Programa de Recuperación de Latas - PROLATA, y tuvo en 2004 a partir del FONDO SOCIAL generado por una exportación de latas de aluminio a San Pablo - Brasil, el financiamiento que permitió remunerar el trabajo de tres becarios, con quienes se construyeron los espacios necesarios para el desarrollo de los primeros lumbricultivos en cajones, la recuperación de latas ferrosas para reuso y una experiencia de cultivos en azotea. Esto permitió contar de modo permanente con lombrices, latas, semillas y plantas; las que junto a una breve capacitación, fueron donadas a instituciones coordinadas por la Secretaría para la Gestión Social de la Discapacidad de la IMM, centros educativos públicos y privados, organizaciones sociales, etcétera. En 2006 este trabajo se fortaleció sustantivamente, ya que, el Fondo de las Américas aprobó al CUI el proyecto LA YERBA NO ES BASURA: lombrices, humus y cultivos urbanos. En la actualidad el Programa de Reutilización de Yerba es una iniciativa conjunta de la Secretaría de empleabilidad y la Secretaría de Accesibilidad para la inclusión social de la Intendencia de Montevideo - IM y de la sociación civil Centro Uruguay Independiente (CUI) Es ésta una propuesta ambiental de creación de puestos de trabajo sustentables para población con discapacidad intelectual o física, problemas de salud mental, o en rehabilitación por algún tipo de adicción.